El Centner Academy es un instituto privado y no depende de las reglas estatales, ya que puede determinar las normas que quiera para sus alumnos. (Foto: Captura)
El Centner Academy es un instituto privado y no depende de las reglas estatales, ya que puede determinar las normas que quiera para sus alumnos. (Foto: Captura)

La escuela Centner Academy, ubicado en el barrio del Design District, en Miami, volvió a generar polémica por sostener una teoría sin validación científica asegurando que las personas vacunadas contra el coronavirus representan un “peligro” para quienes no están inmunizados, ya que los exponen al contagio.

¡Suscríbete a nuestro Café de noticias! El newsletter para que te enteres de lo importante antes que nadie, siempre a nuestro estilo

Hace meses, las autoridades de este colegio se mostraron en contra de los fármacos desarrollados para controlar la pandemia y de los protocolos establecidos por el gobierno para evitar una infección no deseada. Además, los profesores fueron amenazados con recibir una penalización en caso reciban la vacuna.

La cadena de televisión , tuvo acceso a una carta enviada del Centner Academy a los padres de familia sobre las medidas que iban a tomar con todo estudiante que haya sido inoculado.

“Si está considerando la posibilidad de vacunar a su(s) estudiante(s) de Centner Academy, le pedimos que lo posponga hasta el verano, cuando habrá tiempo para que disminuya la posible transmisión o contagio a otras personas”, dice la misiva firmada por David Centner, uno de los fundadores.

Esta escuela se basa en una versión fraudulenta -divulgada en redes sociales- de cómo las personas vacunadas contra el COVID-19 pueden transmitir el virus a los demás. Sin embargo, todavía no existe una base científica para esta afirmación.

“La escuela no se pronuncia sobre si los fenómenos inexplicables tienen una base de hecho. Pero preferimos errar por el lado de la precaución al tomar decisiones que afectan a la salud de la comunidad escolar”, agrega.

La desinformación en tiempos de pandemia

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) rechazó de manera contundente que las vacunas puedan liberar parte de sus componentes a través del aire o del contacto piel con piel, ya que estos fármacos poseen el virus inactivo (ARNm).

Por otro lado, los CDC sugieren que todos los mayores de 12 años sean inmunizados contra el SARS-CoV-2 mientras continúan los estudios para asegurar una correcta vacunación para los niños de 5 años en adelante, quienes se han visto afectados en estos últimos meses por la variante Delta.