Una pareja de jóvenes se quiso matar debido a que sus respectivas familias se oponían a su relación. Foto referencial.
Una pareja de jóvenes se quiso matar debido a que sus respectivas familias se oponían a su relación. Foto referencial.

A lo Romeo y Julieta. En Manabí, , dos menores de edad estaban enamorados y sus familias se oponían a la relación. Los jóvenes decidieron quitarse la vida en un cuarto de hotel. Él logró su cometido y murió colgado. Ella sobrevivió, la cuerda estuvo muy larga.

La sobreviviente buscó revivir a su pareja, pero todo intento fue en vano. El hecho ocurrió en la madrugada, de acuerdo a las investigaciones de la Policía local. Los menores de 17 años habían alquilado la habitación para, supuestamente, pasar la noche juntos.

De acuerdo al parte policial, Los agentes llegaron al lugar y fue la joven la que dio más detalles de lo sucedido. Ella aseguró que Marlon J. P. A. se había ahorcado con una soga. En efecto, el cadáver del muchacho fue hallado colgado e inerte.

La muchacha relató la historia de amor frustrada por la fatal decisión que ambos tomaron. Problemas familiares y rechazos explícitos a la relación entre ambos los llevó a decidir el suicidio juntos. No obstante, la cuerda de la que se colgó la joven era más larga y ese aparente error de cálculo fue su salvación.

La menor aseguró a las autoridades que intentó revivir a su enamorado, pero no lo consiguió. Tras los intentos vanos y los gritos desesperados que comenzó a emitir, decidió llamar al teléfono de la Policía y contar el hecho.

El cadáver del joven fue llevado a la morgue de Manabí. La muchacha fue llevada a un hospital local y será sometida a pruebas psicológicas. Ecuador está consternado con el caso.