Facebook: Periodista es asesinado de un disparo en la cabeza en plena transmisión en vivo en Nicaragua 

Las manifestaciones contra la polémica reforma de seguridad en Nicaragua ya ha cobrado la vida de unas 27 personas, entre ellas la del periodista Miguel Angel Gahona que murió de un disparo en la cabeza.

Periodista asesinado Nicaragua
Periodista asesinado Nicaragua
Periodista asesinado Nicaragua
Periodista asesinado Nicaragua

Más sobre:

Nicaragua

El periodista Miguel Angel Gahona que realizaba una transmisión en Facebook Live de los disturbios en Nicaragua, en protesta a una polémica reforma de seguridad, murió cuando recibió un balazo mientras relataba en vivo el caos que vivía en ese momento su país.

El hecho quedó registrado en el mismo video que luego se volvió viral en el mundo entero. Miguel Angel Gahona, que vestía jeans y una camisa azul, inició su transmisión en vivo en Facebook e iba reportando segundo a segundo sobre las protestas que ya han dejado 27 muertos en Nicaragua.

Miguel Angel se acercaba a la fachada del ayuntamiento en Bluefields, Nicaragua, cuando segundos después se escucha un disparo y Gahona se desploma sin vida al suelo. Los que se encontraban a su alrededor empezaron a llamarlo y se ve cuando una persona se acerca y con una tela trata de parar el sangrado, pero ya era muy tarde, el hombre de prensa ya había muerto.

"Creemos que fue un francotirador el que hizo el disparo; no fueron los jóvenes (...) los únicos que andaban [con] armas eran los policías y antimotines", ha declarado al Canal 15 de televisión la comunicadora Ileana Lacayo. "Había una batalla campal (...) dispararon cuando cayó Ángel, fue una confusión (...) pero hay varios vídeos y es un disparo que le dieron", ha añadido. "¡Ángel, Ángel..!", se escucha en la grabación en la que se ve la muerte del periodista, grabada por un compañero.

Miguel Angel Gahona es otra de las 27 víctimas que han perdido la vida desde el pasado miércoles en los disturbios por las reformas al Seguro Social planeadas por el gobierno del presidente nicaragüense Daniel Ortega, de acuerdo con un grupo en defensa de los derechos humanos. Decenas de personas más han resultado lesionadas o han sido arrestadas.

La ONU y hasta el mismo Papa Francisco hicieron un llamado a las autoridades y población de Nicaragua para detener el derramamiento de sangre que ya tiene más cuatro días. 

En un mensaje a la nación, el presidente Daniel Ortega sostuvo que está dispuesto a dialogar y poner fin a esta protesta para que "no haya más terror para las familias nicaragüenses".

Sin embargo, Ortega aclaró que el diálogo sólo sería con el sector empresarial y no con otros sectores de la sociedad. También parecía tratar de justificar lo que ha sido una severa respuesta del gobierno y grupos aliados, al acusar a los manifestantes, en su mayoría jóvenes estudiantes universitarios, de ser manipulados por intereses políticos de “unas minorías” no especificadas y por estar infiltrados por pandilleros.

Ir a portada