Zoraida Ávalos respalda acuerdo con Odebrecht en el que siga contratando en Perú

Así como no me quitó el sueño Uruguay, tampoco lo hace el equipo de Reinaldo Rueda

El Bombardero compartió sus impresiones del esperado encuentro entre Perú y Chile por el pase a la final de la Copa América

Selección peruana: El millonario premio que recibirá la bicolor en la Copa América 2019
Selección peruana: El millonario premio que recibirá la bicolor en la Copa América 2019
Selección peruana: El millonario premio que recibirá la bicolor en la Copa América 2019

Del saque s omos carnecita... ‘Necesito enemigos, necesito gente que hable mal de mí, que me odie y desee que me vaya mal. Es un estímulo para reivindicarme y volverlo a hacer’. Frase de ‘Pep’ Guardiola, el mejor técnico del mundo, ayer en una entrevista. Así que los periodistas chilenos que nos sigan ninguneando diciendo que somos los más débiles de las dos semifinales. Igual piensan los jugadores que de la boca para afuera declaran que nos respetan cuando en el fondo no es verdad. Solo les recuerdo que nos dejaron un letrerazo en el camarín del Estadio Nacional: ‘Por aquí paso el campeón de América’. Se botaron, porque nos ganaron y al final se mordieron la lengua porque los eliminamos del Mundial. Con el silencio les tapamos la boca. Ahora debe ser igual. En la cancha se ven a los varones. Sí, señores...

Así como no me quitó el sueño Uruguay, tampoco lo hace el equipo de Reinaldo Rueda. Considero que Luisito Suárez y Edinson Cavani son más efectivos que Alexis Sánchez y Eduardo Vargas. Es verdad que son de características distintas, pero los uruguayos son ‘monstruos’ y no perdonan. Me da la impresión de que estos ‘mapochos’ son suavecitos y delicaditos. Hasta me atrevería a decir que el delantero de Tigres es ‘canguro’. Y nada que siempre nos hace goles. Esas son hueveras. Lo de mañana es otro partido y allí se lo regalo a Abram que está rápido y fuerte. Que se lo coma con todas las cremas. Y no va a ser...

Estoy seguro que es el rival perfecto para nuestros seleccionados. La firme que este es el partido de la vida para esta generación. Están a 93 minutos, 120 o la ruleta rusa de una final soñada. Insisto, centrémonos exclusivamente en el partido. Repaso lo que sucedió el 2015 y con 10 hombres guerreamos. Eran favoritos, esa palabrita que ya no existe en el fútbol y terminaron con ‘pampers’. Su matón es Gary Medel que mide metro setenta. Tendrá cara de malo, pero es una ensalada de babas. Rinaldo Cruzado le voló varios dientes de un codazo. Así que juega con casetera. Por somatotipo no nos superan. En fútbol espero que tampoco. Así es...

¿Cómo clasificamos? Es difícil predecir un resultado. Puedes analizar y no acertar. También dar tips y algunos detalles y no te sale nada. Es un clásico y cualquier cosa puede pasar. Pero si queremos tener opciones hay que mejorar un montón de lo hecho en Bahía, donde no pateamos ni una sola vez al arco. Se evolucionó en la parte defensiva, pero no hubo volumen ofensivo. La fórmula Paolo contra todos ya no corre. Hay que apoyarlo y acompañarlo en la jugada, en el contragolpe. Meterle un pase de gol. La clave va a radicar en que Yotún, Cuevita, Carrillo y Flores suban su nivel. Si los 11 elegidos y los que ingresan están en una buena noche, pongo mi fichita que no perdemos. En estas batallas no se guarda ni mela. Se entrega todo. Como cuando estás a solas con la mujer que amas. Y no va cher... Me voy, soy fuga.

Cargando siguiente contenido

Portada