"Hace 16 años que un equipo de América no levanta la Copa del Mundo"

'El Bombardero' le da un 'jalón de orejas' a selecciones sudamericanas y cree que nos estamos poniendo a años luz de los europeos

Rusia 2018
Rusia 2018
Rusia 2018

DEL SAQUE somos carnecita... Ayer se dio la lógica y pasaron los mejores a semifinales. Esta vez no hubo batacazo ni conejo en el sombrero. Vi el Inglaterra-Suecia y el Rusia-Croacia y todo lo veo claro: en Europa sufren los sudamericanos. Estos blancos trabajan físicamente, con psicólogos, tienen infraestructura casi espacial y encima, sus ligas las potencian con las figuras sudamericanas. Hace 16 años que un equipo de nuestro continente no levanta la Copa del Mundo y eso debe ser un jalón de orejas. Mucho bailecito, peinaditos, tatuajes y la verdad es que nos estamos poniendo a años luz de los europeos. Curuju...

EL RUSIA-CROACIA pagó la entrada y con creces. Jugaron 120 minutos, hubo cuatro goles, atajadones, emociones y unas ricuras más espectaculares en las gradas, que tenía que esperar que mi rusita no estuviera atenta para poder ‘apuntar placas’. Plancharon hasta con la cara. Los croatas tienen más estrellas, pero los locales parecía que iban a ir presos a la Siberia si no ganaban. Los penales definieron el boleto. Igual, las tribunas se vinieron abajo para agradecer a los dueños de casa, que llegaron hasta una etapa que ni ellos mismos creían. Los croatas llevan definiendo dos llaves de 120 minutos cada una, con jugadores desgarrados, pero más guerreros que los que hacen huelgas en el Centro de Lima. Me quedo con Luka Modric, parece que nació con la pelota pegada al pie. Es un show verlo. Le tiras un ladrillo y te devuelve una escultura de Miguel Ángel. De los mejores del Mundial. Así es...

EL INGLATERRA-SUECIA fue un ida y vuelta, pese a que vi a los ingleses con mayor ventaja técnica. El recambio que aplicaron ya rindió sus frutos en divisiones menores y ahora van por el premio gordo. No se complican, tampoco arriesgan. Hacen la simple y de media cancha hacia adelante, matan. Si no aparece Harry Kane, tienen jugadas a balón parado o aparecen volantes por sorpresa. Los suecos volvieron a estar ordenados, pero esta vez se chocaron con la Reina Isabel II, James Bond, el Big Ben, Mr. Bean y una Inglaterra que sabe que es ahora o nunca. Asuuuuu...

AHORA ME PREPARO para estos dos días sin fútbol y me daré unos paseítos por las zonas de Moscú que no conozco. Caminaré ‘acharlado’ y de la mano de mi ‘monumento’ ruso, que hasta el mismo Stalin me querría quitar si estuviera vivo. Ella va a ser mi guía turística y hasta ya me dijo qué recuerditos me va a dar antes que regrese a Perú. Así es... Me voy, soy fuga.

Ir a portada