Zoraida Ávalos respalda acuerdo con Odebrecht en el que siga contratando en Perú

El Búho y la Copa América

Nuestro Búho recordó algunos de los partidos más emotivos de la selección peruana en la Copa América.

Pico TV

El Búho recordó la goleada sobre Venezuela de la Copa América del 2011. (GEC)

El Búho recordó la goleada sobre Venezuela de la Copa América del 2011. (GEC)

Más sobre:

El Búho,

Pico Tv

Este Búho es futbolero de toda la vida. Desde que tuve uso de razón, la más impresionante mirada de asombro que tuve de niño, fue en aquel mediodía cuando ingresé por primera vez al estadio Nacional. Estaba con mi amigo universitario, el hoy doctor Enrique Marca, y fuimos a ver un triplete. Pero yo solo había visto el fútbol por televisión en blanco y negro. Ingresar al Nacional y ver los colorines de las tribunas, el verde del campo de juego, el color de las camisetas y escuchar el sonido de la pelota al ser pateada por los futbolistas fue para mí algo asombroso e inolvidable.

Nunca me imaginé que un par de décadas después, como periodista deportivo, me pagarían por ir al estadio y me mandarían al extranjero a ver partidos por la Copa Libertadores, sea en Brasil, Uruguay o Argentina; o a partidos de la selección en Estados Unidos, Colombia, Venezuela o Bolivia. Pero la Copa América es algo distinto.

Es un minimundial sudamericano, aunque hoy, por razones estrictamente comerciales, la Conmebol nos ha empujado a Japón y Qatar, que es como si le metieras makis y aceituna botija al cebiche. Igual, como les decía, el torneo sudamericano es, después del Mundial, el más importante del orbe, que concita mucho más expectativa que la Eurocopa. Los mejores jugadores del mundo, que brillan en el balompié europeo y son los astros de la Champions League, llegan a Sudamérica a vestir las casaquillas de sus países, encabezados por el mejor del mundo, Lionel Messi.

El Perú no alza la Copa América desde 1975. En esa época no se jugaba como ahora, en una sola sede, sino que se iniciaba con una fase de grupos de tres y luego, por eliminación en partidos de ida y vuelta para la semifinal, para después disputar la gran final en territorio neutral. En aquel 1975 eliminamos a Chile y Bolivia, y en semifinales derrotamos a Brasil 3-1 en Belo Horizonte y perdimos 0 a 2 en Matute. En el sorteo, la hijita de don Teófilo Salinas sacó el papelito de Perú y pasamos a la gran final con Colombia, en Caracas. Allí, con golazo del ‘Cholo’ Hugo Sotil derrotamos 1 a 0 a los cafeteros y pasamos a la historia. Pero hay partidos en la Copa América de la ‘Blanquirroja’ que no se pueden olvidar.

REYNA CALLÓ AL MONUMENTAL: Como flamante campeón mundial, Argentina organizó la Copa América en 1987 con Maradona como capitán. En el debut jugaría con Perú, equipo que le ganó en Lima en las Eliminatorias mundialistas y donde Lucho Reyna había anulado al ‘Diez’ por ‘las buenas y por las malas’. Maradona y los medios argentinos despotricaron del volante de Cristal. “Es un bruto, es un jugador de lucha libre”, bramaba Diego.

Con un Monumental de River a tope, Argentina iba ganando 1 a 0 con gol de Maradona. Sin embargo, a los 59 minutos, un córner peruano encontró a Reyna en el área y con golpe de cabeza anotó el gol del empate, que enmudeció al estruendoso Monumental. Otra vez en un duelo ante Maradona, salió triunfador el peruano.

PAOLO GOLEÓ A ‘VENECOS’: Perú hizo un gran papel en la Copa América de Argentina 2011. Nos tocó el llamado ‘Grupo de la muerte’ con Uruguay, Chile y México. En el debut ante Uruguay empatamos 1 a 1. Ganaba Perú 1 a 0 con golazo de Guerrero y lo empató del ‘Pistolero ‘Luis Suárez. Ante México, que llegó con varios juveniles, nos impusimos por 1 a 0 con anotación de Paolo. Y frente a Chile jugamos ya clasificados y los sureños nos derrotaron 1 a 0. En los cuartos de final nos tocó Colombia, al que derrotamos 2 a 0 con golazos de Carlos Lobatón y Juan Manuel ‘Loco’ Vargas.

Llegamos a la semifinal enfrentando a Uruguay, que había eliminado a la anfitriona Argentina. Caímos 2 a 0 y definimos el tercer lugar con una sorprendente Venezuela. El equipo de Sergio Markarián tenía una delantera inédita: Paolo y el pericotero delantero Willian Chiroque. Fue justamente el escurridizo atacante de Cristal quien inauguró el marcador tras pase de Guerrero. Posteriormente expulsaron a Tomás Rincón y Perú comió arepas con tres golazos de Paolo, que se consagró como el goleador del campeonato. Esta tarde, como canta el gran Cano Estremera en ‘La boda de ella’, ‘se puede repetir la historia...’. Apago el televisor.

Cargando siguiente contenido

Portada