César Hinostroza: La fuga del 'Hermanito' en la mirada de El Búho

El Búho escribió sobre la fuga del ex juez supremo César Hinostroza a España. 

César Hinostroza
Hinostroza
César Hinostroza

Este Búho siente vergüenza ajena al enterarse de que el destituido juez César Hinostroza, el ‘Hermanito’, se fugó del país y ahora está en España. Acá hay responsabilidades compartidas, comenzando por el Congreso, pero también del Ministerio del Interior y hasta Cancillería, que actuaron con ineptitud y por eso anoche el titular del Interior, Mauro Medina, fue sacado de su cargo.

Hinostroza, señores, es ‘El cerebro del mal’, el verdadero cabecilla de ‘Los Cuellos Blancos del Puerto’. El juez chalaco Walter Ríos, ya preso, era un fanfarrón, un vulgar coimero que ensuciaba la investidura de un magistrado para organizar francachelas, tener poder para nombrar a sus favoritas, ir a buenos restaurantes, tomar whisky etiqueta azul y cobrar con favores para disponer de una buena caja chica.

Hinostroza, en cambio, en los años que estuvo como juez en el Callao, acumuló tanto dinero ilícito que se compró dos casas en Miami y una residencia en San Borja. Por ello fue investigado por enriquecimiento ilícito pero, astuto y con relaciones en los tinglados del Poder Judicial, la libró. Como juez supremo, este capo mafioso con toga tenía un objetivo máximo: ¡ser presidente del Poder Judicial! Sus planes se frustraron por su compinche Walter ‘Diez verdecitos’ Ríos, quien al ser grabado por la policía, permitió descubrir sus sucios negocios. Después, las grabaciones de Hinostroza, Camayo y compañía fueron su perdición. Pero ojo, recuerden que, descubierto como el ‘cerebro’ de esa organización criminal, ¡le dieron primero vacaciones pagadas! Siempre me pregunté por qué Hinostroza no estaba tras las rejas como Ríos para afrontar su proceso en prisión. Aquí las respuestas.

LOS QUE BLINDARON AL ‘HERMANITO’: Los principales culpables de que esta vergüenza de juez haya huido como rata son, en primer lugar, los fujimoristas que dominan el Congreso. Sino recuerden este audio: H: Qué tal, hermanito. ¿Cómo va la cosa? C: Me llamó la señora, quiere juntarse unos minutitos con usted en mi casa. H: Cuál señora, hermano, así en forma genérica. Señora qué. C: K, la de la fuerza número 1... ella es, cómo te digo... con la K. H: Ahh, ya te entiendo... C: La que usted le hizo...’.

Ese audio era una bomba de relojería porque se descubrió que justamente por esa fecha, la sala que presidía Cesar Hinostroza aceptó en tiempo récord una casación favorable a Fujimori. De allí que en la conversación, Camayo y el ‘Hermanito’ se cuidaban de no mencionar apellidos, por si la conversación la estuvieran grabando las autoridades. Como buen mafioso, Hinostroza aplicó la ley de la Omertá (del silencio) y se negó a revelar la identidad de la misteriosa ‘Señora K’. Por esta razón, la mayoría de Fuerza Popular, apoyada por el aprismo, lo ‘blindó’ y dejaron pasar meses antes de aprobar la acusación constitucional. Esta debía ser remitida a la Fiscalía, para que procedan a las investigaciones y le dicten las medidas restrictivas adecuadas. Nada de esto sucedió. El ‘Hermanito’ todavía se ‘vacilaba’ con la prensa al decir que la ‘señora K’ era Miki Torres, pero esto no era cosa de broma. A su vez, el fiscal Pedro Chávarry, que tenía entre manos un caso tan clamoroso como el de Hinostroza, ¡se dedicaba a tuitear amenazas al presidente Vizcarra y al fiscal Domingo Pérez, mientras no tocaba al ‘cerebro del mal’!

LOS RESPONSABLES DE LA FUGA: Cómo puede ser posible que después de ¡doce días! de haberse aprobado por unanimidad la acusación constitucional contra Hinostroza en el Congreso, recién se haya remitido esta a la Fiscalía. ¡Esto es gravísimo! La despacharon el día en que la prensa ya especulaba que había fugado por Madre de Dios. Parece un chiste de mal gusto, pero es la realidad. No hay que ser ilusos. ¿Por qué la Presidencia del Congreso, luego de las votaciones, no ordenó que inmediatamente se remita el documento a la Fiscalía? Con ello, automáticamente el Ministerio Público tenía bandera libre para darle prisión preventiva o arresto domiciliario. Salaverry responsabiliza a los empleados del Congreso, como el oficial mayor o la jefa de asesores. Pero este Búho habrá nacido de noche pero no anoche. ¿A quién le conviene que el ‘Hermanito’ desaparezca y no enfrente a la Justicia? Si la Fiscalía iba a confrontar a su testigo protegido ‘Toñito’ Camayo con Hinostroza sobre quién es la ‘Señora K’. Apago el televisor.

Ir a portada