'Bebacho0 fue detenido esta semana en San Juan de Lurigancho con un arma de fuego y droga. (GEC)
'Bebacho0 fue detenido esta semana en San Juan de Lurigancho con un arma de fuego y droga. (GEC)

Este Búho golpeó la mesa indignado al conocer la noticia de que el tristemente célebre, feroz y sanguinario delincuente juvenil Félix Antonio Grández Lévano (21), conocido en el mundo del hampa como ‘Bebacho’, salió libre y volvió a las andanzas. Su apodo se lo debe a su cara de ‘Baby face’, que esconde a un malvado ser, como el muñeco diabólico ‘Chucky’. ¿Qué pensaría usted, querido lector, si le relato que este hampón, acusado de robo, homicidio y venta de drogas, fue capturado tras paciente y esforzado trabajo de la hoy ‘satanizada’ Policía Nacional, pero que solo cumplió un año de prisión en el penal de Huaral y regresó a las calles? Los policías señalan que en Barrios Altos, El Agustino y San Juan de Lurigancho ha vuelto a delinquir. Regresó con todo y asaltó a la comerciante Janet Marín, quien relató su terrible experiencia. “Estaba a bordo de un taxi en el jirón Junín y este delincuente abre la puerta del auto y me arrancha mis cosas, mi billetera donde tenía todo mi mes de trabajo. Él llevaba una pistola y un cuchillo. Lo denuncié y la policía lo detuvo, pero al poco tiempo salió libre”, declaró en el reportaje del programa dominical ‘Panorama’. Pero la historia más negra de este temible asesino ocurrió en mayo del 2018.

Aquella fatídica noche, una guapa chiquilla universitaria salía de una fiesta tranquila. Su nombre era Elizabeth Sedano López, estudiante de aviación comercial de tan solo 18 años, con toda una vida por recorrer. Pero este desgraciado delincuente apareció súbitamente montado en un mototaxi con el que la embistió sin compasión y la arrastró varios metros por la fría pista de la cuadra 3 de la avenida Conchucos, en Barrios Altos. ¡¡Solo para robarle su celular!! Llegó al Hospital Dos de Mayo con traumatismo encefalocraneano grave. Lastimosamente, quedó en coma. Fueron horas interminables e indescriptibles para sus familiares y allegados. Y murió tras penosa agonía, no sin antes donar de honorable manera sus órganos para salvar vidas. ¿Cómo puede ser posible que un psicópata como ‘Bebacho’ fuera liberado? Algo se pudre en algunas fiscalías y juzgados del país. Este columnista no quiere que el Perú se convierta en el Río de Janeiro que describió la notable película ‘Tropa de élite’ (2007), donde hay un grupo de policías incorruptibles comandados por el capitán Nascimento (Wagner Moura) del Batallón de Operaciones Policiales Especiales (BOPE), un cuerpo de élite de la Policía de Río. Su misión era actuar en las favelas, en las que la Policía, por miedo o por corrupción, no interviene. Pero el día que asesinaron a un policía, Nascimento y su equipo llegarán hasta las últimas consecuencias, matando al jefe de la pandilla y sus secuaces. Mención aparte merece la ejecución del líder de los narcotraficantes: ‘Jefe, por favor, en la cara no, quiero que me velen con el ataúd abierto’. Pero el policía ordena, a quien será su sucesor, que lo ultime con un fusil... en la cara. Estas son ficciones, pero nuestro país vive una guerra contra la delincuencia y no le hace nada bien que a la Policía, que da la cara contra los malditos ‘marcas’, robacelulares y asesinos como ‘Bebacho’, se los enlode. Que jueces y fiscales se den cuenta de que no solo la corrupción es el problema del país, sino también la terrible inseguridad ciudadana. Apago el televisor.

TE PUEDE INTERESAR: