Cuidado con las malas juntas: Ejemplos de los ‘amigos’ peligrosos que debes evitar

El fotógrafo Gary conversa con la Seño María sobre la vida social y los peligros que conlleva el relacionarnos con personas que no nos traen ningún beneficio.

Cuidado con las malas juntas: Ejemplos de los ‘amigos’ peligrosos que debes evitar

Cuidado con las malas juntas: Ejemplos de los ‘amigos’ peligrosos que debes evitar

Cuidado con las malas juntas: Ejemplos de los ‘amigos’ peligrosos que debes evitar

Mi amigo Gary llegó al restaurante y se pidió una papa a la huancaína y su arroz con pollo parte pierna, además de su jarrita de limonada.

María, desde los principios de la humanidad el hombre tuvo la necesidad de formar grupos para subsistir. Comenzó a relacionarse con otros individuos y a establecer los primeros lazos de amistad. Esa vida social implicaba la formación de grupos cuyos miembros no eran elegidos al azar, sino bajo diversos criterios. La familia no se elige, los amigos, sí. Para escoger a los amigos se deben tener en cuenta aspectos como la edad, la confianza, el respeto, la honestidad y la reputación, entre otros. Por eso, el caso de Alessandra, la voleibolista de 16 años que murió en extrañas circunstancias, debe hacer reflexionar no solo a los padres de familia, sino también a los jóvenes sobre qué clase de amigos eligen. A la discoteca de Barranco y luego al departamento de Miraflores, donde ocurrió el luctuoso hecho, fueron diez amigos, de ellos tres menores de edad y siete adultos, entre estos el futbolista Yordy Reyna. Se trataba, sin duda, de una ‘encerrona’ en la que tres menores de edad no tenían por qué estar. Era sospechoso que personas adultas lleven a adolescentes a un lugar de ese tipo, donde generalmente no solo se va a conversar. Y para los menores era temerario y peligroso, pues se trataba de ‘malas juntas’. Aquí te dejo algunos ejemplos de los ‘amigos’ peligrosos.
* Falsos amigos: Sonríen en tu cara y te hacen creer que te estiman, pero cuando no estás, te menosprecian y hablan mal de ti. Son traidores.
* Oportunistas: Les gusta usarte porque tienes bienes como carro, vivienda propia, dinero y otros bienes que le interesan. Te adulan y se muestran serviciales solo para sacar provecho de ti.
* Egocéntricos: Se creen los mejores y el centro de todo. No les interesa cómo te va en la vida ni cómo te sientes.
* Se hacen las víctimas: Siempre acuden a ti para que les des consejos, pero cuando necesitas de ellos son muy breves.
* Pegajosos: No pueden ‘compartirte’ con los demás. Cuando te ven con alguien, se sienten ‘celosos’. Son inoportunos y a veces hasta atrevidos.
* Espías: Siempre están tratando de averiguar algo de ti para luego usar esa información a su favor. A veces hasta emplean técnicas de espionaje.
* Entrometidos: Utilizan y toman tus ideas, interfieren o intervienen en tus amistades, familiares, compañeros de estudios o de trabajo. Su objetivo es utilizarte para beneficiarse”.

Mi amigo Gary tiene razón. Debemos seleccionar bien a nuestros amigos. Me voy, cuídense.

VOLVER A LA PORTADA DE TROME.PE

Si te interesó lo que acabas de leer, puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter, y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.