Para no morir de amor

La Seño María y el fotógrafo Gary comparten algunos tips del libro 'Manual para no morir de amor' de Walter Riso.

La Seño María

Walter Riso nos enseña .... con su obra ....

Walter Riso nos enseñó como superar una ruptura amorosa. (Agencias)

Más sobre:

La Seño María

Mi amigo Gary, el fotógrafo, llegó al restaurante por sus tallarines verdes, su bistec apanado encima y su jarrita de agua de manzana. “María, fui a visitar a un amigo al que no veía desde hace mucho tiempo y me contó una historia sorprendente. Se iba a casar luego de estar de novio más de tres años, ya había repartido los partes y comprado los anillos, pero ocurrió algo que lo hizo dar marcha atrás.

Mi amigo descubrió que su novia le era infiel con un compañero de su universidad. No me contó los detalles, pero aseguró que lo había confirmado. El amigo empezó a llorar y me describió el drama que vivió luego. El pobre se dio a la pena, no comía ni dormía y estaba descuidando su trabajo. Pero sus familiares, amigos e incluso algunos parientes de la chica estuvieron a su lado para ayudarlo a levantarse.

Una ruptura amorosa, más si se da cuando se está camino al altar, es uno de los episodios más dolorosos y sus efectos pueden ser devastadores. Por eso, por más enamorada que esté la persona, nunca debe dejar de tener los pies en la tierra. Tener presente que, en una relación sentimental, la ruptura es una posibilidad. Aquí te dejo algunos tips del libro ‘Manual para no morir de amor’, del psicólogo argentino Walter Riso.

- Si ya no te quieren, aprende y retírate dignamente. No se debe luchar por algo que ya no existe.
- ¿Ni contigo ni sin ti? Si tu pareja te rechaza, aléjate. Corre lo más lejos posible y no mires atrás. Las personas debemos tener dignidad.
- Busca la madurez afectiva. Ama con independencia, sin posesiones ni la necesidad imperiosa del otro.
- Un clavo no siempre saca a otro clavo. A veces los dos se quedan dentro. No busques otra pareja inmediatamente, aprende a caminar solo.
- Evita el sacrificio irracional. No te anules para que tu pareja sea feliz. Solo trata de hacer algunos ajustes en tu vida.
- Si el amor no se ve ni se siente, no existe o no te sirve. El amor se nutre de hechos, de caricias, de comprensión.
- No idealices al ser amado. Míralo como es, crudamente y sin anestesia. Tendemos a idealizarlo, a no ver sus defectos o a excusarlos. No lo hagas, sé realista.
- El amor no tiene edad, pero los enamorados sí. Es necesario tener en cuenta la diferencia de edades.
- Todas las relaciones nos enseñan algo. Podemos aprender lo que no queremos, lo que no deseamos que se repita”.

Mi amigo Gary tiene razón. En cuestiones de amor hay que pensar con la cabeza y el corazón. Me voy, cuídense.

Ir a portada