Calma en estos días

El fotógrafo Gary y la Seño María piden calma en estas fiestas por el bien de la salud. 

Seño María

El fotógrafo Gary y la Seño María piden calma en estas fiestas por el bien de la salud.

El fotógrafo Gary y la Seño María piden calma en estas fiestas por el bien de la salud.

El fotógrafo Gary llegó al restaurante por un lomo al jugo con arrocito blanco bien graneado y una chicha morada fresquecita.
“María, se acerca el fin de año y desde hace días noto a la gente con un ritmo más acelerado. El ambiente ha cambiado, las personas parecen andar más apuradas y por eso en los congestionamientos vehiculares la gente se desespera más, se estresa y tiene mal humor. ¡Hay que calmarse por el bien de nuestra salud! Algunos consejos para gozar de la bendita calma en estas épocas desesperantes:

-Duerme más de ocho horas al día. Esfuérzate por tener un buen descanso cada noche, así podrás levantarte con mejor ánimo y cumplir con tus responsabilidades más temprano. Será más sencillo hacer que el tiempo te alcance.

-Por la noche traza un plan para el siguiente día. Organízate, establece horarios y trata de cumplirlos. Si debes ir a la calle, alístate temprano y sal con tiempo. Así evitarás el estrés por no llegar tarde cuando estás con el tiempo justo y el tránsito vehicular es pesado.

-Aliméntate de forma sana. Come alimentos frescos, evita los productos procesados, siempre bebe líquidos. Las verduras y frutas no deben faltar en tu dieta diaria.

-Haz ejercicios todos los días. Al menos media hora. La clave es moverse, así que puedes simplemente caminar, correr, saltar, montar bicicleta, nadar...

-Sonríe todas las mañanas frente al espejo, aunque sientas que no tienes motivos. De esa forma tu ánimo mejorará y podrás afrontar el día con más fuerza.

-Piensa siempre en forma positiva. Aleja ideas y sentimientos negativos. No seas rencoroso ni envidies. Perdona a los que te ofenden, pues al hacerlo te haces un bien a ti mismo, ya que te liberas de malas sensaciones. Tu alma estará en paz.

-Preocúpate por la seguridad de tu hogar. Invierte en asegurar puertas y ventanas.

-No te distraigas en la calle.
Evita caminar mirando el celular o con los audífonos puestos. Elige calles concurridas para desplazarte y trata de no salir de noche.

-Si conduces un vehículo, maneja con responsabilidad. No corras, no realices maniobras imprudentes, mantente atento a lo que pasa a tu alrededor. Cede el paso a los peatones, evita tocar el claxon y cálmate si el tráfico está pesado. Renegando no arreglarás nada. No pelees con otros conductores, no vale la pena.

-Trata de pasar más tiempo con tu familia. Y los pocos momentos que puedes estar con ellos preocúpate por ser cariñoso, atento y respetuoso. Con tus hijos y con tu pareja. Haz que esos minutos que están juntos valgan la pena”. Gary tiene razón. Me voy, cuídense.

Ir a portada