Adictos a redes sociales

La Seño María y el fotografo Gary conversan sobre el problema que ha generado la adicción a las redes sociales.

Seño María

Sigue estos consejos para terminar con la adicción a las redes sociales.

Sigue estos consejos para terminar con la adicción a las redes sociales.

Más sobre:

Seño María

Mi amigo, el fotógrafo Gary, llegó al restaurante por unos fideos verdes con bistec apanado, arrocito blanco bien graneado, una ensalada de lechuga y, para la sed, una jarrita con emoliente. “María, en estos tiempos muchísima gente vive pegada a las pantallas, ya sea del televisor, del smartphone, la tablet o la computadora. La mayoría pasa largas horas en las redes sociales tratando de averiguar qué hacen los demás, colgando sus fotos y chateando.

El problema no solo es de los chicos, también gente mayor lo hace. Lo peor es cuando los padres les dicen a sus hijos que dejen de chatear, pero ellos mismos en casa no pueden despegar la mirada de su celular o el televisor. Al final, ese es el ejemplo que les dan a los chicos. Padres e hijos pueden estar juntos en la misma casa, en la misma habitación, pero es como si estuvieran separados por miles de kilómetros, pues se ignoran y casi no se hablan porque cada uno está con sus aparatitos electrónicos.

¿Los smartphones y la Internet hacen daño a las familias? Depende. Si los padres saben establecer reglas y horarios, serán un gran beneficio para todos. Pero si no ejercen su autoridad y los muchachos usan estas nuevas tecnologías sin control, entonces serán muy dañinas, ya que no se comunicarán y hasta dejarán de realizar sus actividades cotidianas. A continuación algunos consejos:

- Si tú o alguien de tu familia es adicto a las redes sociales, pues su necesidad de estar conectado es enorme, para solucionarlo lo primero es admitir que hay un problema. Luego, hay que buscar la ayuda de un profesional.

- Ten control del tiempo que pasan en redes sociales. Hay que establecer un límite diario. Pueden ser algunos minutos, y luego hay que dejarlo. Trata de ingresar a una hora determinada. Fuera de ese tiempo, no lo hagas.

- Analiza el aporte de las redes sociales a tu vida. ¿Te dan una conexión satisfactoria con otras personas? ¿Aprendes cosas nuevas? ¿Sirven para promocionar tu negocio? sApunta en una hoja las cosas que podrías hacer si no dedicaras tanto tiempo a las redes sociales. Tal vez pasarla más con la familia, visitar a los abuelos, leer, etc.

- Al menos una vez al año desconéctate de las redes sociales. Es perfectamente posible. Hasta hace unos años, las redes sociales no existían y todo estaba bien.

- Elimina las notificaciones de tus redes sociales. Así no estarás mirando tu pantalla cada vez que alguien cuelga una foto o comentario y suena el aviso.

- Llama en lugar de enviar mensajes instantáneos o de texto. Ahorrarás tiempo en tus comunicaciones, que serán más eficaces”. Gary tiene razón. Me voy, cuídense.

Ir a portada