En esta reapertura de los negocios, es muy importante no bajar la guardia. (Foto: Leandro Britto)
En esta reapertura de los negocios, es muy importante no bajar la guardia. (Foto: Leandro Britto)

Mi amigo, el fotógrafo Gary, llegó al restaurante por un pescadito frito con papas doradas, ensalada criolla, rocotito, jugo de limón y, para tomar, una chicha morada. “María, desde hoy abrirán muchos negocios en Lima, que pasó de ‘riesgo extremo’ a ‘muy alto’, según la calificación del gobierno.

Señalan que los contagios y muertes han comenzado a descender. Pero eso podría crear confusión en la gente, pues todos los días mueren muchos peruanos y los nuevos casos de infección se cuentan por miles.

Esta apertura de negocios se da por la necesidad de miles de ciudadanos de ganarse el sustento, pues si no trabajan no comen. De lo contrario, lo ideal sería que nadie salga de casa.

Todos los peruanos debemos estar conscientes de que cada vez que salimos a la calle corremos el riesgo de infectarnos, lo que podría ser mortal. Por eso, hay que hacerlo solo si es estrictamente necesario; por ejemplo, si es para trabajar.

Hay que respetar las medidas de bioseguridad, porque hacerlo puede salvar nuestra vida, de las personas que amamos y de los demás. Así que al ir al trabajo recuerda que está en tus manos el no contagiarte. Algunas recomendaciones:

  • Usa doble mascarilla. Los expertos señalan que hoy, ante la presencia de nuevas variantes del coronavirus, más contagiosas y hasta letales, es muy importante usar dos mascarillas. Estas deben estar en buen estado y hay que ponerla de manera correcta. Las de tela simple no sirven. Debe cubrir la nariz y el mentón. Hay que tratar de tocarlas lo menos posible y, si se hace, hay que desinfectarse las manos cuanto antes.
  • Usa escudo facial. Aunque parezca una exageración y su uso puede resultar molesto por el calor, es necesario para reducir el riesgo. Especialmente donde hay más personas. En el transporte público es obligatorio utilizarlo. Ten presente que protege los ojos, que es la otra vía por donde ingresa el virus al organismo.
  • Lleva alcohol en gel. Frota tus manos con alcohol cada cierto tiempo cuando estés fuera de casa. Si agarras algún objeto o superficie, con mayor razón. Lo ideal es lavarse las manos con agua y jabón. Pero si no puedes hacerlo, el alcohol sirve.
  • Mantén una distancia de 2 metros. Evita los lugares donde hay aglomeraciones. También los espacios cerrados o con escasa ventilación. Mantente en sitios abiertos, donde corra el aire.
  • Cuando llegues a casa. Desinfecta tus zapatos, sácate la ropa y colócala en una bolsa aparte. Hay que lavarla cuanto antes. Desinfecta el celular, billetera, llavero, anteojos, monedas y otros. Lávate las manos. Preferible es que te bañes. Desinfecta lo que tocaste al llegar, como manijas, puertas y otros”. Gary tiene razón. Me voy, cuídense.