La Seño María: Fin de semana en familia

La Seño María y el fotógrafo Gary esta vez destacan la importancia de pasar el tiempo con la familia.

La Seño María

dddddd

Viajar es bueno, pero lo más importante es pasar el tiempo en familia.

Mi amigo, el fotógrafo Gary, llegó al restaurante por un bistec a lo pobre con arrocito blanco, papas, platanito y huevo fritos, ensalada de tomate y lechuga, y una jarra de chicha morada al tiempo. “María, el próximo jueves arranca un feriado largo de cuatro días y muchos aprovecharán para hacer turismo interno. Viajar es importante porque te da numerosas experiencias que de otra forma sería difícil vivirlas. Pero creo que quienes somos padres debemos pasar estos momentos libres con la familia. Por eso, considero que es lo ideal viajar con tus hijos y pareja. Si por algún motivo no lo haces, no hay ningún problema, pues lo realmente importante es brindarle tiempo a los tuyos, sobre todo en esta época, cuando por las obligaciones del trabajo cada vez pasamos menos tiempo con los que amamos. Se pueden vivir momentos inolvidables en casa y sin la necesidad de gastar. Algunos consejos para sacarle el máximo provecho al tiempo libre con la familia:

Padres e hijos deben realizar actividades juntos. Por ejemplo, preparar el desayuno, arreglar la mesa y sentarse a disfrutar de la comida y la compañía. Igual puede ser a la hora del almuerzo. También pueden hacer una torta.

Todos a jugar. Hay numerosas alternativas: Puede ser en el hogar, con juegos de mesa, concurso de chistes, de adivinanzas, de canto. Jugar a las chapadas, las escondidas. También pueden salir a un parque o campo deportivo para jugar fútbol, básquet, vóley. Se puede elegir el juego que más les agrade.

Conversa con tus hijos. Si tienes más de uno, pasa tiempo con todos a la vez. Pero también deberías quedarte a solas con cada uno, para que les quede claro que son especiales para ti. Además, así podrán contarte sus sentimientos, anhelos y preocupaciones, que en grupo tal vez no harían. Reforzarás tus lazos de confianza con ellos.

Controla tu carácter. Muchas veces los chicos no obedecen y puedes sentir las ansias de gritar. No puedes caer en ese error. Recuerda que lo que tú hagas, ellos lo imitarán. Si pierdes el control cuando te sientes presionado, ellos también lo harán con sus hermanos, amigos, padres y otras personas.

Diversión con respeto. En el seno del hogar es común hacer bromas y reírse, pero jamás deben burlarse de ningún miembro de la familia. Si tú te ríes de tus hijos, por ejemplo de su forma de hablar, de sus sentimientos, o su aspecto, ellos dejarán de confiar en ti. Tampoco dejes que haya burlas entre los chicos. Además, no debe haber insultos ni lisuras”. Gary tiene razón. Me voy, cuídense.

Ir a portada