Lavarlas y cuidarlas hará que tus almohadas se mantengan blancas por más tiempo. (Foto: Castorly Stock / Pexels)
Lavarlas y cuidarlas hará que tus almohadas se mantengan blancas por más tiempo. (Foto: Castorly Stock / Pexels)

Es un elemento indispensable en la cama y es la que ayuda a mantener una buena posición del cuello al dormir; sin embargo, la almohada es la que más rápido se pone amarillenta y a más de uno le resulta complicado dejarla nuevamente impecable y de color blanco. Para esto los son de gran utilidad.

MÁS INFORMACIÓN | Trucos para lavar las zapatillas en la lavadora sin malograrlas

Esta pierden su tonalidad impecable por diversos factores como el sudor, piel muerta, maquillaje, saliva al babear por las noches, la humedad, entre otros. Aquí te dejamos algunos remedios caseros que puedes poner en práctica.

Vinagre

En lugar de lavarla la almohada solo con detergente, esta mezcla será de gran utilidad.

  • Usa 1 taza (8 oz) de detergente para lavavajillas, ¾ taza (6 oz) de sosa o bicarbonato y ½ taza (4 oz) de vinagre por cada 3 cucharadas de detergente para ropa regular que uses. Esta mezcla alcanzará para lavar dos almohadas.
  • Pon un ciclo de lavado con agua caliente y la mezcla, luego realiza un segundo ciclo solo con agua caliente para quitar cualquier rastro de detergente.
  • Ponlas a secar al aire.

Detergente para lavavajillas

Desde ‘OK Diario’ este truco que debes realizar verificando que en la etiqueta de la almohada diga que se puede meter a la lavadora.

  • Retira de la almohada la funda o cualquier protector que tenga.
  • Vierte en la lavadora 1/3 de taza de agua hirviendo y programa dos enjuagues.
  • Añade al lavado 1 taza de detergente para ropa, 1 taza de detergente para lavavajillas en polvo, 1 taza de blanqueador casero (12 tazas de agua, 1/4 taza de jugo de limón y una taza de agua oxigenada) y media taza de bórax.
  • Inicia el lavado y deja que todo se agite bien por unos segundos hasta que esté bien disuelto. Luego mete las almohadas.
  • Pasado unos minutos sácalas y escúrreles bien. Ponlas a secar al aire libre.

Bicarbonato con limón

Desde ‘Cocina vital’ dan la siguiente recomendación:

  • Calienta 1 taza de agua y disuelve 20 gr de jabón neutro rallado.
  • Retira del fuego, agrega 1 cucharada de bicarbonato de sodio y mezcla.
  • Agrega el jugo de 1 limón, 3 cucharadas de agua oxigenada y vuelve a mezclar.
  • Mete la almohada en la lavadora y vierte la preparación junto con ella.
  • Programa la lavadora en un ciclo medio y listo.

Jugo de limón

  • Pon a calentar 2 1/2 litros de agua o 10 tazas y cuando hierva agrega el jugo de 6 limones.
  • Sumerge con cuidado la almohada y agrégale más agua si es necesario para que quede cubierta.
  • Déjala en remojo durante 2 horas y luego lávala con detergente.

Agua oxigenada

Este es otro remedio casero y muy potente para eliminar las manchas de sudor y saliva de las almohadas blancas.

  • En un balde con agua caliente agrega 1/2 taza de jugo de limón y 1 taza de agua oxigenada.
  • Sumerge la almohada durante una hora.
  • Pasado el tiempo enjuaga en un ciclo habitual de la lavadora y ponla a secar al aire libre.

Si bien estos trucos caseros son efectivos para devolverle el tono blanco a las almohadas, lo más recomendable es lavar y cambiar la ropa de cama con regularidad y, cada 2 años, elegir una nueva.