Recientemente el gobierno peruano anunció la compra de 10 millones de tratamientos (dos dosis) para inmunizar a más personas. (Foto: sputnikvaccine.com)
Recientemente el gobierno peruano anunció la compra de 10 millones de tratamientos (dos dosis) para inmunizar a más personas. (Foto: sputnikvaccine.com)

El último martes 20 de julio, el Gobierno anunció que firmó un acuerdo con Human Vaccine LLC, la subsidiaria del Fondo Ruso de Inversiones Directas (RDIF), para la compra de un lote de vacunas que permitirá inmunizar, con dos dosis, a diez millones de peruanos.

TE PUEDE INTERESAR COVID-19: conoce el cronograma de llegada mes a mes de la vacuna rusa Sputnik V

Según ha informado el Ministerio de Salud (Minsa) en un comunicado oficial, la adquisición de diez millones de tratamientos del laboratorio Gamaleya incluye los componentes 1 y 2, por lo que la compra incluye 20 millones de dosis.

Pero, ¿qué es Sputnik V? Tal como señalan en , el sitio oficial de la vacuna rusa, se trata de “la primera vacuna registrada en el mundo basada en una plataforma probada en vectores adenovirales humanos y ya se ha registrado en más de 65 países”.

La vacuna lleva el nombre del primer satélite espacial soviético Sputnik-1 que se lanzó en 1957 e intensificó la investigación espacial en el mundo entero.

¿POR QUÉ ES DIFERENTE?

A diferencia de las otras vacunas que se vienen aplicando en nuestro país (Sinopharm y Pfizer), que contienen la misma sustancia tanto para la primera como para la segunda aplicación, la Sputnik V viene con dos componentes juntos –pero diferentes– en una sola presentación y son aplicados en una primera (adenovirus humano 26) y en una segunda dosis (adenovirus humano 5).

Según ha referido el propio titular del Minsa Óscar Ugarte, la vacuna Sputnik V utiliza un adenovirus, que es un virus diferente al del COVID-19 y que genera las defensas ante la enfermedad.

Al respecto, en aseguran que “una vacuna basada en otro vector adenoviral desconocido para el organismo estimula la respuesta inmunitaria de éste y proporciona inmunidad a largo plazo”.

Explican que “un vector es un virus que carece del gen responsable de su reproducción, por lo que no representa ningún riesgo de infección para el organismo”. Y, “el uso de dos vectores es una tecnología única del Centro Gamaleya y distingue a la vacuna rusa de otras vacunas basadas en vectores de adenovirus que se están desarrollando en el mundo”.

SPUTNIK V Y SU EFICACIA

Pero, más allá de utilizar una tecnología distinta al virus inactivo de Sinopharm y al ARN Mensajero de Pfizer y AstraZeneca, ¿qué garantiza la eficacia de la Sputnik?, ¿hasta qué punto los inoculados con esta vacuna estarán protegidos?

Tal como ha referido el ministro Ugarte, “la vacuna Sputnik V ha mostrado una alta eficacia en el combate de la pandemia”. Y según diferentes investigaciones, su efectividad frente al COVID-19 es de 91,6%.

El cálculo de este indicador, como refieren en The Gamaleya National Center, se realizó sobre la base de datos obtenidos para 19.866 voluntarios que recibieron la primera y la segunda inyección de la vacuna Sputnik V o placebo. Y según el análisis de datos de 3,8 millones de personas vacunadas en Rusia, la Sputnik V demuestra una eficacia de 97,6%.

SEGUNDA DOSIS

Además de poder almacenarse entre +2 y +8 grados Celsius, lo que facilita su distribución a todo el mundo, incluidas las regiones de difícil acceso; la segunda dosis de la Sputnik V se puede aplicar a los 21 días, pero también podría prolongarse hasta tres meses, lo que supone un margen de tiempo amplio.

Pero, debido a que la compra realizada por el gobierno peruano garantiza que los dos componentes del tratamiento llegarán juntos, eso permite confirmar que tanto la primera como la segunda dosis serán aplicadas –en su momento– a diez millones de personas.

¿ES EFECTIVA CONTRA LA VARIANTE DELTA?

Y debido a que por estos días, la preocupación a nivel mundial está centrada en el daño que supone la llamada variante delta del COVID-19, ¿qué tan efectiva es la Spuntik V frente a esta nueva cepa del SARS-CoV-2?

Según los estudios del Centro Nacional de Investigación de Epidemiología y Microbiología Gamaleya, la vacuna Sputnik V es eficaz contra las nuevas cepas del coronavirus.

“Cada vez tenemos más datos sobre la capacidad del coronavirus para transformarse y mutar en todo el mundo. En la actualidad, Sputnik V es una de las vacunas más eficaces contra las cepas, original y nuevas, de coronavirus debido al enfoque único, que se basa en el uso de dos vectores adenovirales diferentes como vehículos de administración”, aseguran.

Al respecto, el titular del Minsa ha dicho que aunque todas las vacunas fueron creadas antes de que aparecieran las diversas variantes, está confirmado que una dosis protege el 30% ante esta variante, pero con dos dosis se eleva la protección a 80%, tanto frente a la enfermedad como al peligro de muerte.