Curtis nació con una edad gestacional de 21 semanas y un día (148 días) y pesó 420 gramos (14.8 onzas), lo mismo que un balón de fútbol.| Crédito: Guinness World Records
Curtis nació con una edad gestacional de 21 semanas y un día (148 días) y pesó 420 gramos (14.8 onzas), lo mismo que un balón de fútbol.| Crédito: Guinness World Records

¿Sabías que a un feto le toma alrededor de 40 semanas alcanzar su longitud y peso definitivos para el parto? Pero en el caso de Michelle Butler, una mujer de Alabama, Estados Unidos, ella tuvo que dar a luz a mellizos en la mitad de dicho tiempo. Si bien la bebé llamada C’Asya lamentablemente falleció al día siguiente de su nacimiento (el 5 de julio de 2020), los doctores temían que su hermano tampoco sobreviviera; sin embargo, Curtis Zy-Keith Means desafió todos los pronósticos e hizo al ingresar al como el bebé más prematuro del mundo.

La fecha original del parto de Michelle estaba programada para el 11 de noviembre y los doctores que la atendieron en la le dijeron que tenía que prepararse para lo peor debido a que Curtis nació con casi 19 semanas de antelación. El pequeño nació con una edad gestacional de 21 semanas y un día (148 días) y pesó 420 gramos (14.8 onzas), lo mismo que un balón de fútbol. “El personal médico me dijo que no atendían bebés así de prematuros. Todo fue muy estresante”, dijo la mujer en entrevista con el sitio web del .

“Nunca habíamos sido capaces de traer a un bebé tan joven en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales así que [Curtis] fue literalmente el primero. Estábamos adentrándonos en territorio desconocido”, señaló, por su parte, el Dr. Brian Sims, el especialista a cargo del parto, al sitio web de la mencionada publicación llamada en inglés como Guinness World Records, una obra de referencia publicada anualmente que contiene una colección de récords mundiales, tanto en los logros humanos como del mundo natural.

La milagrosa recuperación de Curtis

Si bien las estadísticas no eran nada favorables para Curtis, el galeno recuerda como si hubiera sido ayer el pedido de la madre para que le dieran una oportunidad a su bebé. Recordando aquellos momentos de incertidumbre que vivió en el hospital, Michelle manifestó que los especialistas no estaban seguros de si su hijo sobreviviría considerando su delicada condición, por lo que lo único que le dijeron era que rezara para que todo salga bien. Y al parecer sus plegarias funcionaron porque el pequeño desafió todos los pronósticos y comenzó a hacerse más fuerte con el pasar de los días.

“En un principio empezó a responder con el oxígeno, su ritmo cardiaco se incrementó al igual que sus otros signos vitales. Nos estaba dando muchos indicios positivos de que... realmente quería sobrevivir”, rememoró el Dr. Sims sobre el caso del pequeño, quien permaneció internado por nueve meses después de su nacimiento y finalmente fue dado de alta el 6 de abril de 2021. No tardó mucho en que la hazaña de Curtis llegara a oídos del Libro Guinness de récords mundiales, quienes le otorgaron el título del bebé más prematuro del mundo al cumplir el primer año de edad.

El comienzo de su propia historia

“He estado haciendo esto por casi 20 años, pero nunca he visto a un bebé tan joven ser tan fuerte como él lo fue... Curtis tiene algo muy especial”, reflexionó el Dr. Sims sobre el pequeño, que actualmente goza de buena salud; sin embargo, el galeno advirtió que no sabe qué es lo que le deparará el futuro ya que no hay otra persona como él en el mundo. “El comenzó a escribir su propia historia el día que nació. Esa historia será leída y estudiada por muchos y, esperamos, que ayude a mejorar el cuidado de los infantes prematuros en el mundo”, añadió.

Michelle, por su parte, mientras ve cómo su hijo crece y se convierte en un niño feliz, no deja de pensar en la difícil travesía que fue traerlo al mundo y el constante apoyo que recibió de los médicos que le dieron una segunda oportunidad de vida. “Se tomaron el tiempo de educarme y asegurarme que supiera lo que estaba pasando en cada parte del camino. Realmente mostraron su preocupación por mi hijo y por mí”, manifestó la mujer a .

El bebé más prematuro del mundo del Guinness World Records