Keith Davison quiso que los niños que viven en su barrio tuviesen un lugar especial. (Foto: KARE11 News | YouTube)
Keith Davison quiso que los niños que viven en su barrio tuviesen un lugar especial. (Foto: KARE11 News | YouTube)

Hace algunos años, Keith Davison perdió a su esposa, llamada Evy, a causa del cáncer. Ello significó un duro golpe para este hombre de , quien comenzó a beber alcohol sin control y en exceso.

Tras retomar el rumbo de su vida, poco antes de cumplir 94 años, él llevó a cabo un sueño que a muchos sonó utópico: inaugurar una piscina de mediano tamaño que pudiese ser usada gratuitamente por los niños y niñas de la ciudad.

De esta forma, Davison quería que su hogar nuevamente fuese escenario de risas y juegos, como en las épocas en que Evy vivía. Cuando ello se concretó, en 2019, causó un gran revuelo en su comunidad.

El furor atrajo a varios medios, quienes entrevistaron a los vecinos del anciano. Una señora comentó a que todo el barrio se sentía muy feliz por el acto hecho por el protagonista de esta nota.

En una charla con KARE11 News, la que está disponible en , Davison contó que tuvo 3 hijos con su fallecida esposa, los cuales todavía no le dan nietos.

TE PUEDE INTERESAR

VIDEO RECOMENDADO

Las caídas más polémicas en los programas de Gisela Valcárcel