El 30% de peruanas sigue siendo víctima de acoso en el trabajo, principalmente de discriminación (42%) y bullying laboral (39%). En menor medida, de hostigamiento sexual (19%).
El 30% de peruanas sigue siendo víctima de acoso en el trabajo, principalmente de discriminación (42%) y bullying laboral (39%). En menor medida, de hostigamiento sexual (19%).

Si crees que vienes siendo acosada laboralmente, en esta columna, la abogada Rosario Sasieta, te da pautas para detectar, afrontar y denunciar este delito. Todos los lunes, la ‘ ayudará a conocer y entender los derechos que amparan a las mujeres en nuestra sociedad, aquellos que deben ser respetados y defendidos siempre, sin excepción. Con esta columna, podrás reconocer el acoso laboral, cómo actuar frente a ello y dónde denunciar.

¡Hola, mujer Trome!

Juana es una joven que luego de culminar sus estudios obtuvo su primer trabajo. Llegó con la ilusión de salir adelante, apoyar a su familia y ser el principal soporte económico de su madre y hermanos menores.

Puedes leer: Régimen de visitas a los hijos: cómo tenerla en tiempos de pandemia | ‘Habla, Señora Ley’

Juana tiene toda la voluntad de realizar un buen trabajo. Motivada y muy emocionada asiste puntualmente, no falta un solo día y cumple su jornada de trabajo completa siempre, porque quiere aprender cada día más.

El jefe de Juana tiene varios trabajadores a su cargo, y es quien distribuye el trabajo a su cargo entre ellos. Juana se siente dejada de lado por su jefe, pues considera que el trabajo no se divide de manera justa entre sus compañeros y a ella, pues no se le permite colaborar en varios temas y demostrar sus mejores cualidades.

Puedes leer: ‘Habla, Señora Ley’: Cómo actuar y a dónde acudir si difunden tus fotos o videos íntimos

Juana se encuentra desorientada, no sabe qué hacer. No sabe si su jefe está actuando bien o debería ser de manera diferente. Tiene dudas porque a pesar de haber dado todo de sí, y de estar laborando en esa empresa durante buen tiempo, observa que no tiene las mismas oportunidades que sus compañeros.

Juana ha escuchado nada aún sobre el acoso laboral, el cual puede producirse por actitudes abusivas que puede realizar el jefe o un compañero de trabajo de forma verbal, escrita o con gestos que atentan contra la dignidad e integridad de los trabajadores.

El acoso laboral u hostigamiento laboral se manifiesta de múltiples maneras, y todas ellas deben ser denunciadas. De hecho, si reconoces que estás siendo acosado en tu ambiente laboral, puedes demandar a la empresa en la que trabajas y obtener un cese por hostilidad o anular tu contrato de trabajo y recibir una indemnización.

Puedes leer: ‘Habla, Señora Ley’: Datos para detectar el maltrato psicológico y dónde denunciar | COLUMNA

Aquí te informamos qué se considera hostilidad laboral y qué puedes hacer al respecto.

Según el Ministerio de Trabajo, la hostilidad laboral comprende los siguientes actos:

  • La falta de pago oportuna de la remuneración del trabajador.
  • La reducción de la remuneración o de la categoría del trabajador.
  • El incumplimiento de requisitos objetivos para el ascenso del trabajado.
  • El traslado perjudicial del trabajador de su lugar de trabajo a otro.
  • La violación de medidas de seguridad y salubridad que afecten o pongan en riesgo la vida o la salud del trabajador.
  • Los actos de violencia o los agravios verbales contra el trabajador o su familia.
  • Los actos de discriminación por sexo, raza, religión, opinión o idioma.
  • Los actos contra la moral o que afecten la dignidad del trabajador. Acoso: verbal, físico, visual, entre otros.

Juana no lo sabe, pero podría ser víctima de acoso laboral en la modalidad de discriminación por parte de su jefe.

Los efectos del acoso laboral:

El acoso laboral sufrido en el puesto de trabajo pueden llegar a causar problemas de salud y/o psicológicos en la víctima o víctimas (por ejemplo: ansiedad, depresión, estrés), desmotivación laboral, perturbación del ejercicio de sus labores y, en la mayoría de los casos, un daño en la reputación de esta. Cuanto más persiste esta situación, peor es el malestar que se genera.

El acoso laboral no sólo afecta al trabajador, también perjudica a la empresa porque puede reducir la productividad de los trabajadores afectados y las áreas en donde se producen estos hechos.

Ante situaciones de acoso laboral, Juana o cualquier trabajador víctima de acoso laboral puede:

1. Denunciar ante tu empleador:

Presenta tu queja al área de Recursos Humanos de la empresa en la que laboras y solicita el cese del hostigamiento a tu empleador. Los empleadores están obligados a responderte y a tener un procedimiento especial para las denuncias de hostigamiento, así como tienen la obligación de capacitar y formar a sus trabajadores en los procedimientos internos contra estas situaciones.

2. Denunciar ante la SUNAFIL

Si sientes que la denuncia ante la empresa en la que trabajas no tendrá el efecto esperado, puedes realizar la misma denuncia gratuitamente ante la Superintendencia de Fiscalización Laboral (SUNAFIL).

Consultas sobre casos de acoso laboral y otros temas laborales:

Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo - MTPE: Consultas Laborales Línea 0800-1-6872.

Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral – SUNAFIL:

Consultas Laborales:

Denuncias virtuales:

El hostigamiento sexual laboral tiene un trámite diferente al descrito para el acoso laboral, del cual hablaremos en una próxima columna. ¡Nos vemos el próximo lunes, en Trome.pe!

Búscame:

TAMBIEN PUEDES LEER: