Seguro Social  recomienda una serie de ejercicios a los  pacientes que pueden practicar desde casa  para sanar las cuerdas vocales dañadas tras cuadro grave por COVID-19. (Foto: Essalud)
Seguro Social recomienda una serie de ejercicios a los pacientes que pueden practicar desde casa para sanar las cuerdas vocales dañadas tras cuadro grave por COVID-19. (Foto: Essalud)

El Seguro Social de Salud (Essalud) recomendó una serie de ejercicios a los, y que ahora pueden practicar desde su vivienda para sanar las cuerdas vocales dañadas.

La entidad explicó que los pacientes infectados por el nuevo coronavirus y que llegaron al estado de salud grave, fueron sometidos a una intubación para facilitar su respiración, y por ello presentan peligrosas alteraciones principalmente en la voz y durante la deglución de alimentos.

“Al 40% de los pacientes dados de alta les cuesta mucho volver a hablar, reír, gritar y hasta comer con normalidad. Esto debido a que el tubo ingresado para la ventilación mecánica recorre desde los labios hasta la tráquea, interponiéndose entre las cuerdas vocales y al ser un cuerpo extraño, causa ciertas laceraciones durante la intubación y extubación”, señala.

El doctor David Parra, especialista en terapia del lenguaje del hospital Almenara de Essalud, indicó que cuando el paciente sale de alta puede presentar afonía total o una voz bastante baja, incluso tiende a agitarse al hablar o trata de elevar la voz y el sonido, simplemente, no aparece.

“Esto es normal, pero si pasadas las 48 horas del alta médica la situación no mejora entonces podríamos estar hablando de una alteración a la voz causada por el COVID-19, afirmó.

Otro de los primeros síntomas que evidencian una alteración, por ejemplo, se presenta cuando el paciente trata de tomar agua pero sufre de un atoro o atragantamiento, acompañado de tos sin embargo, la voz sí puede recuperarse al 100% siempre y cuando se trabaje en ello.

¿Cuáles son los ejercicios post COVID-19?

Essalud informó que los ejercicios y actividades respiratorias ayudarán a contrarrestar las alteraciones a la voz causadas por la intubación por COVID-19.

El especialista del Seguro Social recomendó las siguientes :

  • Podemos emitir sonidos como vocales o palabras haciendo sobresfuerzo. Tomamos aire y decimos “Hola”, alargando la voz en las vocales. Esto nos va a favorecer a tener mayor cierre glótico, es decir, mejor control de la salida de aire, volumen y timbre de la voz”.
  • Para realizar estos ejercicios no debemos tomar aire a nivel pulmonar sino debemos hacerlo inflando el abdomen y luego ir proyectando la voz. Existen otras actividades que podemos hacer desde casa, por ejemplo:

- Hablar lo mínimo posible los dos primeros días del alta para reposar las cuerdas vocales.

- Suave masaje laríngeo con los dedos, desde la base hacia arriba.

- Entrenar una adecuada respiración para fortalecer los músculos.

- Evitar consumir sustancias irritantes.

- No hacer gárgaras.

  • Lo ideal es tener entre 8 a 10 sesiones, que pueden ser dos veces o una vez por semana dependiendo de las características del paciente. En paralelo, es importante trabajar las características de la deglución, entre 3 a 4 veces al día.
  • Todo el proceso de rehabilitación debe ser acompañado por una buena ingesta de agua a temperatura ambiente. Evitar gritar y hacer garraspeos.