Menores entregaban cartillas para raspar a los transeúntes. (Municipalidad de Surco
Menores entregaban cartillas para raspar a los transeúntes. (Municipalidad de Surco

Cuatro personas de la supuesta fundación benéfica ‘Tocando Corazones’, que decía ayudar a adultos mayores, niños y hasta mascotas abandonadas, y utilizaban a menores de edad para recaudar dinero por las calles en plena pandemia por el y les ofrecían un pago de S/930 mensual pero para ello debían juntar al día S/100, fueron intervenidos por la Policía y la Subgerencia de Fiscalización de la Municipalidad de .

Intervención a una de las encargadas de la supuesta fundación benéfica. (Municipalidad de Surco)
Intervención a una de las encargadas de la supuesta fundación benéfica. (Municipalidad de Surco)

Las autoridades llegaron hasta la oficina de la referida institución que funcionaba en el quinto piso de un edificio de la cuadra 36 de la avenida Tomás Marsano. Desde aquí salían los adolescentes para juntar dádivas, informó la Policía.

¿Cómo las obtenían? Ellos mostraban unos cartones para raspar a los transeúntes que convencían en la calle. Los participantes se comprometían a dar los montos que salían en las tarjetas e incluso compartían números de cuenta pero la Policía averiguó, gracias a la denuncia de extrabajadores, que no estaban a nombre de la presunta entidad solidaria sino de una de sus encargadas.

“El negocio fue clausurado porque no tiene licencia de funcionamiento ni certificado ITSE (inspección técnica de seguridad en edificaciones). Hemos estado viendo a estos chicos desde hace días. Cuando fueron a solicitar su pago se dieron con la sorpresa que no les querían dar”, explicó Ronald Rojas, subgerente de la Municipalidad de Fiscalización de Surco.

A los trabajadores se les había prometido el sueldo de S/ 930 y comisiones diarias, según contó una de las adolescentes que laboraba ahí. Sin embargo, para ello debían juntar 100 soles diarios como mínimo. Cuando no se lograba ese monto, simplemente no se les daba nada. Los menores comentaron que trabajaban 12 horas al día.

La Policía intervino a Karolina Gonzáles, Cindy Muñoz , Mayra Pickmann y un hombre que se negó a identificarse. Todos fueron llevados a la comisaría de Surco para las investigaciones del caso.