¿Museo del Sexo? Sí, conoce el MoSex, en el corazón de Nueva York

El Museo del Sexo es el único que, además de exposiciones, se dedica a investigar esta actividad tan necesaria para la Humanidad como placentera

El sexo y la sexualidad son campos tan complejos como infinitos. El sexo acompaña a la humanidad desde sus orígenes y ha marcado otras áreas de la vida, como el deporte, el arte, la ciencia, la educación y hasta la política. Es así que llama la atención que no haya habido un museo dedicado a la actividad sexual, su evolución, las perspectivas existentes y demás, sino hasta el año 2002. Fue el 5 de Octubre de hace 15 años que se fundó el Museum of Sex (Museo del Sexo ). Había museos dedicados al erotismo o solo a la exposición de objetos, pero el MoSex, así se le conoce, va más allá, como veremos. ¿Dónde queda? El lugar no podía ser otro más que,  Nueva York, considerada la capital del mundo por antonomasia.

“¿Es sucio el sexo? Sólo cuando se hace bien”, dijo alguna vez el cineaste Woody Allen. El Museo del Sexo también se despoja de prejuicios y de censuras para trabajar su tema abiertamente. Y hacerlo bien. Es así que tras este museo, ubicado en la Quinta Avenida de Nueva York, no hay improvisados ni personajes con patologías sexuales, como mentes conservadoras puedan presuponer, sino todo lo contrario.

El Museo del Sexo cuenta con un consejo asesor compuesto con verdaderos científicos sociales y médicos dedicados a la actividad sexual. Entre ellos están Steven Heller, Timothy J. Gilfoyle, Ph.D., Mike Wallace, Ph.D., y June Reinisch (Director Emérito del Instituto Kinsey de Investigación sobre Sexo, Género y Reproducción). A ellos se suman prestigiosas instituciones científicas como el Centro para el Estudio del Género y la Sexualidad de la Universidad de Nueva York, la Federación de Planificación de la Familia de Estados Unidos, la Sociedad Histórica de Nueva York y el Museo Lower East Side Tenement Museum. Este soporte de fondo ha ayudado a artistas y curadores a definir sus trabajos expuestos en el Museo del Sexo. Esta combinación lleva al museo mencionado a llamarse "una de las instituciones más dinámicas e innovadoras del mundo".

Estudio confirma que los primeros humanos tenían sexo con otras especies

La extraña y dolorosa enfermedad que mató a una joven luego de realizar juego sexual [FOTOS]

Museo del Sexo, Zana Bayne

Colección de Zana Bayne, disponible en la tienda del museo.

Colección de Zana Bayne, disponible en la tienda del museo.


En estos 15 años, el Museo del Sexo ha trabajado 30 exposiciones y seis instalaciones. Su exposición permanente cuenta con más de 20 mil piezas relacionadas al sexo. Componen su colección obras de arte, fotografías, indumentaria, objetos tecnológicos.

Por cierto, como buen museo que se precie de serlo, el Museo del Sexo cuenta con una blilioteca para investigadores, biblioteca multimedia (desde contenidos el films, VHS, Betamax, DVD y todo soporte puedas conocer).

¿Por qué es importante esta colección? El Museo del Sexo explica que muchos objetos, obras de arte y creaciones humanas relacionadas al sexo son descartadas y echadas a la basura, precisamente por su contenido sexual. Sí, en pleno Siglo XXI.


Ahora, ¿realmente nunca hubo un museo dedicado exclusivamente al sexo antes de 2002? Daniel Gluck, director Ejecutivo y fundador del actual Museo del Sexo es claro:


"Este no es el primer Museo del Sexo. Algunos dirán que la distinción se dirige al Museo Borbónico, creado cerca de Nápoles, a mediados del siglo XVIII, para cobijar frescos descubiertos en Pompeya. Esas escenas sexualmente explícitas estaban encerradas en una sala especial a la que solamente se permitía el ingreso a los hombres. Pero prefiero dar crédito al Institut fur Sexualwissenschaft (Instituto de Sexología) fundado en 1919 por Magnus Hirschfeld, un médico enérgico que fue uno de los pioneros del estudio de la sexualidad humana. Mientras más preocupado por la investigación que por las exposiciones para el público en general, el Instituto recopiló y exhibió obras de arte, y reunió miles de fotografías, libros y manuscritos en su notable biblioteca. Las colecciones del Instituto se perdieron el 6 de mayo de 1933, cuando una multitud de "estudiantes" nazis saqueó el edificio en el centro de Berlín, quemando el contenido de su biblioteca en una plaza pública cuatro días después. Especulando por qué el Instituto fue un objetivo para los nazis apenas tres meses después de Hitler llegó al poder, un ex empleado dijo que el antisemitismo obviamente desempeñó un papel, pero también señaló que muchos funcionarios nazis habían sido los pacientes de Hirschfeld y quería destruir pruebas De su homosexualidad".

Arriba de este texto, que esperamos que te haya gustado, podrás encontrar imágenes de las actuales exposiciones del Museum of Sex, o Museo del Sexo, ubicado en Nueva York. Y aquí, abajo, un video de su nueva instalación, 'Jump for Joy':



¿Cómo llegar al Museo del Sexo? Usemos Google Maps:

Ir a portada