Al realizar una radiografía del bebé los especialistas se sorprendieron al ver que el intestino se había desplazado hacia el tórax y realizaba presión sobre sus pulmones. (Fotos: Minsa)
Al realizar una radiografía del bebé los especialistas se sorprendieron al ver que el intestino se había desplazado hacia el tórax y realizaba presión sobre sus pulmones. (Fotos: Minsa)

Un recién nacido fue sometido a una intervención quirúrgica de emergencia debido a que sus intestinos se encontraban alojados en la zona del tórax, haciendo presión sobre otros órganos vitales. El menor se encuentra ahora estable gracias a que los cirujanos pediatras del Hospital de Emergencias Villa El Salvador del Ministerio de Salud (Minsa) lograron “recolocar los órganos abdominales en la posición apropiada”.

MIRA: ‘Luna de Sangre’ en Perú: Estos son los lugares para ver el eclipse de luna más largo del siglo | MAPA

Según informó el Minsa, el primer síntoma se observó inmediatamente después de nacer, debido a que el menor presentaba una severa dificultad respiratoria. Al realizar una radiografía del tórax los especialistas se sorprendieron al ver que su intestino se había desplazado hacia el tórax y realizaba presión sobre sus pulmones.

Esta condición se produce debido a una hernia diafragmática, se explicó, que consiste en un orificio que se genera en el músculo que divide el pecho del abdomen, creando un conducto por donde se pueden desplazar algunos órganos hacia el pecho.

Los especialistas practicaron una cirugía denominada “toracoscopia”, que duró aproximadamente una hora. Esta permitió recolocar los órganos abdominales en la posición apropiada y reparar la abertura en el diafragma.

El recién nacido permaneció cinco días con asistencia respiratoria. Luego de ese tiempo los pulmones se recuperaron y se expandieron lo suficiente para cumplir sus funciones con normalidad.

El bebé ya fue dado de alta y deberá tener controles por consultorios externos para evaluar su evolución.

¿Qué es la hernia diafragmática?

Se trata de una patología poco frecuente, que afecta a 1 de cada 400 mil recién nacidos anualmente.

Esta extraña anomalía ocurre mientras el bebé se está desarrollando en el útero y el diafragma no logra desarrollarse completamente. Debido a esto, los órganos abdominales como el estómago, el intestino delgado, el bazo, parte del hígado y el riñón pueden ocupar parte de la cavidad torácica, indicó el Minsa.

VIDEO RECOMENDADO

Patricia Chirinos pide vacancia presidencial
Por incapacidad. https://www.congreso.gob.pe/