Por: Sandra Obregón 

El resistió la furia de su vecino, el río Rímac. Para alegría de grandes y chicos, se mantiene intacto pese a que está ubicado en una de las zonas más golpeadas por los desbordes.

Animales como las jirafas, camellos, canguros, tigres blancos, lobos marinos y otros se encuentran a salvo en el Zoológico de Huachipa.

La doctora Lizette Bermudez, jefa de Fauna del Zoológico de Huachipa, asegura que “gracias a su muro reforzado con piedras no han sido afectadas las instalaciones ni los más de mil ejemplares que habitan en el lugar”.

LAGUNA

Sin embargo, la restricción de la Carretera Central ha retrasado la llegada de alimentos para los engreídos del Zoológico de Huachipa.

Camarones, garzas y patos andinos, que posan en la ‘Laguna de los cisnes’, son los nuevos inquilinos que llegaron de Carapongo y Jicamarca asustados por los huaicos y desbordes.

Para evitar que se estresen por el sonido fuerte del río, vienen recibiendo tratamientos de enriquecimiento ambiental. 

tags relacionadas