Emprende Trome: Claudia Salazar y su historia de cómo cambió la Contabilidad por los cupcakes [VIDEO]

Empezó vendiendo sus productos a sus amigos de la oficina, después se expandió a través de las redes sociales y se dio cuenta que ganaba más dinero trabajando en forma independiente. Ahora está en grandes supermercados y dice que el éxito es hacer lo que te gusta.

Claudia Salazar y su historia de cómo cambió la Contabilidad por los cupcakes
Claudia Salazar y su historia de cómo cambió la Contabilidad por los cupcakes
Claudia Salazar y su historia de cómo cambió la Contabilidad por los cupcakes

Más sobre:

Emprende Trome

Con una batidora casera y una pequeña cocina, Claudia Salazar empezó a preparar cupcakes para venderlos entre sus amigos de la oficina. Al notar que el negocio funcionaba, empezó a ofrecer sus productos a través de redes sociales, logrando así captar a más clientes, lo cual sobrepasó sus expectativas, tanto así que dejó su anterior trabajo como contadora para dedicarse de lleno a esto.
Hoy, ‘Claudia Cupcakes’ está en una cadena de supermercados, además cuenta con dos tiendas en el Real Plaza de Salaverry, otra en el Jockey Plaza y una próxima a abrir en Larcomar.

¿A qué te dedicabas antes de poner tu negocio de cupcakes?
Soy contadora de profesión, trabajé diez años, hasta que tomé la decisión de dedicarme a algo propio, por ello opté por los postres porque siempre me gustó.

¿Estudiaste repostería?
No, empecé de manera empírica en casa con recetas que sacaba de la internet, luego iba perfeccionándome con práctica.

¿Cómo te decidiste a empezar esta aventura?
Cuando estudiaba hacía postres para mis amigas que me pedían, vi esto como una oportunidad de negocio. No pensé que hacer postres iba a superar los ingresos que yo tenía, creció tanto que dejé mi trabajo de contadora para dedicarme a esto.

¿Cómo es que diste ese gran salto para llegar a grandes supermercados?
Empecé por redes sociales, fue todo muy rápido, conocí a una persona que trabajaba en Cencosud (Wong, Metro) con la que me reuní y es así como firmé una alianza con ellos.

En este tipo de negocios, el control de calidad es clave, ¿cómo manejas este proceso?
Hay responsables en cada área de producción, cuento con un jefe que supervisa para que todo camine bien.

Emprende Trome: Claudia Salazar y su historia de éxito con sus cupcakes

Emprende Trome: Claudia Salazar y su historia de éxito con sus cupcakes

¿Cómo ha cambiado tu vida ahora que todo es más grande?
Era dependiente como contadora, ahora manejo mis actividades, la empresa creció, delego funciones y me da tiempo para crear y ver qué paso daremos como empresa.

Si una ama de casa quiere hacer este tipo de negocio, ¿qué debe hacer y qué no?
Hacer sus propios trabajos sin copiar a otros, así harán una red de clientes fieles que los van a seguir, hay que innovar, desarrollar ideas nuevas para diferenciarse del resto.

¿De dónde son tus insumos?
Es compra local, lo único importado son los empaques.

¿Qué tan rentable es para una persona hacer estos productos para eventos?
Es muy rentable, si tienen ingenio le darán un plus con el que tendrán un margen.

¿Qué les sugieres a las personas que desean emprender una empresa como esta?
Deben empezar de a pocos, en tema de postres no es necesario un gran presupuesto, me inicié con una cocina pequeña en mi casa, los pedidos se multiplicaban. Todo ese esfuerzo inicial generaba referencias y más fondos para hacer un taller de producción.

¿Qué significa alcanzar el éxito?
Que me pueda dedicar a lo que me gusta, lo disfruto y, además, me dé ingresos.

¿Alguna vez pensaste tirar todo por la borda?
No, existe un nivel de estrés, pero no he tirado la toalla, sigo soñando en muchas cosas

¿Qué se viene para ti?
Ahora tenemos dos tiendas, vamos a inaugurar otra en Larcomar y quisiera otra más. Seguir teniendo más productos en Wong.

¿Cuál es tu mejor herramienta para promocionarte?
Las actividades que hicimos funcionan bien por redes sociales, es la mejor ventaja que tenemos.

TIPS:
1.- Deben dedicarse a lo que más les gusta, porque eso se transmite.
2.- Perseverar. Las primeras tortas que hacía me salían horribles, pero seguí hasta mejorar.
3.- La innovación. Hay que plantearse ideas nuevas siempre, todo cambia y eso hará que tengas enganchado a tu público.

VOLVER A LA PORTADA DE TROME.PE

Si te interesó lo que acabas de leer, puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter, y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.