Zoraida Ávalos respalda acuerdo con Odebrecht en el que siga contratando en Perú

Quska, el emoliente que embelesó a los deportistas de los Panamericanos 2019 | VIDEO | FOTO

Deportistas extranjeros de los Panamericanos 2019 se rindieron ante el sabor del emoliente ‘Quska’. Raquel y Jorge son socios y rescataron la receta del abuelo.

Quska, el emoliente que embelesó a los deportistas de los Panamericanos 2019
Quska, el emoliente que embelesó a los deportistas de los Panamericanos 2019. Video: Trome

Más sobre:

Emprende Trome

Hace cuatro años, el ingeniero agrícola Jorge Guillen junto a su amiga Raquel Cornejo, quien es marketera, dejaron el confort de sus trabajos para crear su propio negocio y la hicieron linda.

Decidieron rescatar la receta del emoliente del abuelo para crear una propuesta innovadora con frutas y productos peruanos. Así nació ‘ Quska’, que fue elegida para estar en los Juegos Panamericanos donde los deportistas quedaron maravillados con esta bebida.

Raquel, cuéntanos cómo nació la idea de crear un negocio con el emoliente.
Es una tradición, mi abuelo fue emolientero hace 65 años. Él nos dio la receta y empezamos hace cuatro años y medio, quisimos hacer algo diferente del emoliente tradicional, combinarlo con hierbas y frutos. Al inicio fue difícil, luchamos un poco para ingresar nuestra carta con nuestros productos con camu camu, eucalipto, hierbaluisa, polen, maca, flor de Jamaica. Luego la aceptación fue óptima.

Hace algunos años vi que tenían un local en San Borja. ¿Por qué lo cerraste?
El alquiler era muy alto, esa es una dificultad para muchos emprendedores, cerramos al año y medio, pero buscamos otra locación con un alquiler menor en Surco. El emprendedor constantemente tiene que reformularse, plantear planes a,b,c,d hasta que alguno funcione.

Comentabas que una vez hicieron 20 litros de emoliente y solo vendieron un litro. ¿Qué pensaron?
Hicimos 20 litros y regresé con 18, queríamos ‘tirar la toalla’. Yo le dije a Jorge que mejor regrese a su profesión donde tenía un sueldo. Salimos de la zona de confort para entrar a una zona desconocida, pero el apoyo de los padres fue vital, mi mamá me dijo que siga adelante. Hemos conseguido una sinergia entre los dos para avanzar y estas pequeñas cosas enseñan a ser pacientes. 

¿Cuál fue el principal consejo que les dio tu abuelo?
Ser muy trabajadora, que nos entreguemos al emoliente, que el tamarindo lo es todo para una receta excelente, hay que relacionarse con la gente que vende hierbas, oler las plantas porque las más frescas son las mejores. Él ahora tiene una parálisis completa, pero sonríe cuando nos ve corretear.

Ustedes empezaron el negocio con helados artesanales. ¿Cómo se dieron cuenta que iban por el camino correcto?
Desde el primer día pensamos ser una emolientería-heladería, el verano estaba más de ida que de vuelta, tuvimos que reformular todo hasta convencernos de que la estrella era el emoliente por el nivel de ventas.

¿Alguna vez pensaron llegar a un evento internacional?
Si me preguntas por estar en los Juegos Panamericanos, es el sueño de todos. Siento que hicimos bien las cosas, tenemos que seguir construyendo, queremos que cuando la gente tome un emoliente piensen en Quska. 

Con la experiencia que tienen en el mercado, ¿qué detalles aconsejan para atraer clientes?
Hay que darle énfasis a la buena atención, un buen producto, recibirlo con una sonrisa para que vuelva. Estamos para alegrarles el día.

¿Cómo hicieron para posicionarse teniendo a los emolienteros de la calle?
Fue una gran batalla, Quska empezó en la Universidad de Lima, queríamos vendernos con un producto nacional. Creo que los eventos son una alternativa para los nuevos emprendedores, corres menos riesgos, puedes hacerte conocido. A nosotros nos abrió las puertas para llegar a universidades, ministerios, bancos y empresas con las que hicimos alianzas.

¿Por qué Quska?
Quska significa ‘juntos’ en quechua.

Hablas mucho de potenciar la marca, ¿por qué es tan importante?
La marca es tu nombre y hay que nutrirla con cada detalle, nos preocupamos por los colores, vestimenta y otros. La marca es importante porque quedará con el tiempo.

¿Qué les decían los deportistas extranjeros de los Panamericanos cuando probaron sus productos?
Los puertorriqueños me decían ‘uy mami, esto está buenazo’; otros nos decían que era deliciosa. En la Casa Perú volaron todas las bebidas. 

¿Qué emoliente tiene más demanda?
El de camu camu con eucalipto y menta. En verano sale el ‘detox’, también el de ‘relax’ que viene con polen, flor de Jamaica.

¿Cuánto tiempo ha pasado para que este negocio sea rentable?
Después del tercer año. Al inicio era inversión y refinanciamiento. 

¿Qué debe tener un emoliente potente?
Linaza nacional, buenas hierbas, anís, membrillo, cola de caballo, tamarindo, porción de miel y limón, es muy bonito el mundo del emoliente. 

Quska, el emoliente que embelesó a los deportistas de los Panamericanos 2019. Video: Trome

Cargando siguiente contenido

Portada

var a = document.querySelector("#content_left_ads_d_top"), b = document.querySelector("#content_right_ads_d_top"), c = document.querySelector("#ads-desktop-zocalo1"), d = document.querySelector("#ads-desktop-zocalo2"); a && b && c && d && (c.appendChild(a), d.appendChild(b));