Jean Deza llegó como uno de los refuerzos más importantes de Alianza Lima luego de su gran rendimiento en UTC. Sin embargo, jugó poco y fue separado debido a varios actos de indisciplina. (Foto: GEC)
Jean Deza llegó como uno de los refuerzos más importantes de Alianza Lima luego de su gran rendimiento en UTC. Sin embargo, jugó poco y fue separado debido a varios actos de indisciplina. (Foto: GEC)

Este Búho, contra su costumbre, saldrá este 31 de diciembre antes de la medianoche a quemar dos piñatas, una de Manuel Merino y otra del coronavirus, para celebrar que por fin se va este año que nos hizo sufrir. Pero hubo también alegrías, pocas pero hubo. Todo esto tiene mi esperado recuento, que ya se va por los veinte años.

EL ODIADO DEL AÑO: Manuel Merino de Lama nunca imaginó, cuando urdió su plan de ‘vacar’ a Martín Vizcarra y se ciñó la banda presidencial, que se iba a levantar todo un país para repudiarlo y exigir su renuncia. Cuando los miles de jóvenes, hombres, mujeres y ancianos tomaron calles, ordenó a la Policía disparar para aplacar las protestas. Solo, triste y abandonado, renunció sin pedir perdón.

LA PUÑALADA: La de César ‘Plata como cancha’ Acuña cuando declaró al diario El Comercio: ‘Alianza Para el Progreso no apoyará la vacancia al presidente Vizcarra’. Horas después, su bancada votó como un solo puño por tumbarse al moqueguano. Eso no fue un cuchillo, fue un machetazo.

EL VACADO: Martín Vizcarra tuvo que ver directamente con la vacancia de PPK, según Meche Aráoz. Luego recibió de su propia medicina, y un complot congresal se agarró de sus ‘chicharrones’ con Richard Swing, y presuntas coimas de sus tiempos de gobernador de Moquegua para cortarle la cabeza. Increíble que ahora postule al Congreso con Daniel Salaverry.

LA VERGÜENZA NACIONAL: El Congreso que reemplazó al disuelto Parlamento de mayoría fujiaprista. Muchísimo peor que el anterior. La ‘patota’ de Merino de Lama, José Vega, Pepe Luna, Edgar Alarcón y compañía nos hace recordar a ‘La banda del Choclito’ del legendario programa cómico ‘Risas y salsa’.

LA TRAGEDIA MUNDIAL: El virus traicionero, silencioso y mortal que se expandió por el mundo dejando hasta el momento 81 millones de contagiados y casi dos millones de muertos. Increíblemente, los países del primer mundo, como Estados Unidos, Francia, Rusia, Reino Unido, Italia y España, fueron los más asolados. El Perú estuvo en el ranking nefasto de haber llegado al primer lugar de muertos por millón de habitantes.

LA EXPLOSIÓN: Un destartalado camión llevaba un tanque cisterna lleno de gas, al pasar por un rompemuelles, una tubería se desprendió y se produjo una deflagración por toda una manzana. Una chispa produjo una explosión de gas que mató a treinta personas, desfiguró por las quemaduras a más de cien y decenas de viviendas quedaron destruidas. Lo indignante es que hasta este momento nadie paga con cárcel tremenda hecatombe.

EL CASTIGADO: Al notable cómico Kike Suero le perdonaron sus escandalosas borracheras una y mil veces, en el programa ‘El reventonazo de la Chola’. Cuando lo metieron preso en Ica, por borracho, lo botaron del programa. En vez de recapacitar, celebró su cumpleaños en su casa del Callao con una fiesta Covid, a la que llegó la policía.

EL PAYASO: De lejos Richard Swing se ganó este título. Resulta curioso que un individuo lleno de complejos y afanes de figuración siderales, que siempre fue de malo a mediocre en las actividades que ejerció, haya ocasionado un tremendo roche político por recibir un billetón del Ministerio de Cultura, presuntamente ordenado por el entonces presidente Vizcarra.

EL SINVERGÜENZA: Perú le jugaba un gran partido a Brasil en el Nacional. Ganaba 2 a 1 hasta que apareció la mano siniestra del árbitro chileno Julio Bascuñán, que entre otros ‘regalos’ innecesarios le cobró dos penales inexistentes a Neymar. Al final nos ganaron por 4 a 2, pero el chileno se fue al aeropuerto escoltado por un convoy de patrulleros como el que tuvo George Bush en su visita al Perú.

LA VERGÜENZA DEPORTIVA: Alianza Lima inició la Liga 1 con millonarias contrataciones. Hizo el ridículo en la Copa Libertadores, y peor aún en el torneo local, donde fue un desastre y se fue al descenso.

EL INCORREGIBLE: Jean Deza se consolidó como el futbolista más indisciplinado del fútbol peruano. No solo fue ampayado varias veces juergueando con Shirley Arica, también protagonizó broncas y denuncias con la ‘tombita’ Jossmery Toledo. Y para colmo fue apresado de madrugada en una fiesta clandestina con la antigua pareja del ‘Churrito’ Hinostroza. Qué tal ‘joyita’.

Me quedé corto. Mañana continúo. Apago el televisor.


TE PUEDE INTERESAR: