Víctima acusó a su amigo de infancia y vecino de ser el autor del terrible ataque. | Foto: Hugo Curotto
Víctima acusó a su amigo de infancia y vecino de ser el autor del terrible ataque. | Foto: Hugo Curotto

Desató el terror en . A pedradas, un sujeto en estado de ebriedad rompió la puerta de la casa de su amigo de la infancia y, delante de sus familiares, lo atacó a machetazos en el rostro, nuca y estómago. El hecho se registró minutos antes de la llegada del año 2021 y la víctima terminó desfigurada.

Esteban Barazorda (33), quien es obrero de construcción, contó que, a las 11:20 de la noche del jueves, salió de su vivienda con un amigo para acompañarlo al paradero.

“En la bodega de la esquina me pare a comprar. Allí estaba Joshua Asmat (32), quien además es mi vecino. Él estaba tomando y le quiso robar el celular a mi amigo. Yo lo encaré y le dije: ‘es mi amigo ¿porqué le vas a robar?’. Discutimos y, como me atacó, me defendí y le metí un puñete, se cayó al suelo. Me fui y él se metió a su casa”, precisó.

Víctima acusó a su amigo de infancia y vecino de ser el autor del terrible ataque. Puerta de la casa terminó destrozada. | Foto: Hugo Curotto
Víctima acusó a su amigo de infancia y vecino de ser el autor del terrible ataque. Puerta de la casa terminó destrozada. | Foto: Hugo Curotto

A los 10 minutos, Asmat llegó con un machete y comenzó a patear la puerta de la casa de Esteban, ubicada en la tercera etapa de la asociación ‘California’.

Tal acto fue filmado por otros lugareños con sus celulares.

El enfurecido sujeto cogió una piedra de gran tamaño y la lanzó varias veces contra la puerta de madera. La hizo pedazos.

MIRA AQUÍ: A BALAZOS ROBAN CAMIONETA A EMPRESARIO

“Pedía a gritos que saliera. Mi familia no quería, pero al final salí y me atacó en la calle”, añadió Esteban.

En un acto valiente, una de sus hermanas le quitó el machete a Asmat y evitó el asesinato. Esteban se vio obligado a huir porque Asmat volvió a buscarlo, pero esta vez con un fierro.

La Policía llegó al lugar e incautó el arma blanca. El agresor escapó.

El herido terminó con 16 puntos de sutura en la frente, 10 en la nuca y otros más en el abdomen. La familia Barazorda pidió garantías a las autoridades pues temen ser víctimas de represalias.